Además de monitorear el progreso del proyecto, también hay que controlar el progreso de cada uno de los Sprint a lo largo de la vida del proyecto. Esto es responsabilidad del Equipo de Desarrollo y debe hacerse al menos una vez durante el  Scrum Diario.

Esta información es necesaria para calcular la probabilidad de alcanzar el objetivo del Sprint y completar todos los elementos del Backlog del Sprint.

La información del progreso Sprint puede representarse en un gráfico de avance, que puede ser una parte del tablón del Sprint, y estar visible para todo el mundo.

Esta medición se basa generalmente en las tareas en lugar de en las historias de usuario, a no ser haya gran número de historias de usuario en cada Sprint. Es una medición más detallada y genera un gráfico de avance más preciso, que es a su vez más útil para el control del Sprint.

Observa en el siguiente ejemplo de tablero de Sprint cada uno de los elementos:

  • 1) el Objetivo del Sprint,
  • 2) los elementos seleccionados del Backlog del Producto para completar en el Sprint, y
  • 3) el plan detallado.

El tablón cuenta además con otras características adicionales que permiten el seguimiento de las tareas en las columnas «Pendiente«, «En Progreso» y «Completado«.

 

seguimiento-sprint-scrum

Además, el tablón del Sprint anterior incluye una gráfica de avance del Sprint (Sprint Burn-down chart) que nos ofrece información para el seguimiento del Sprint, y que podría actualizarse después de cada reunión de Scrum Diario

Por lo general, no estimamos las tareas, sino que distribuimos el esfuerzo estimado de la historia de usuario entre ellas. Por ejemplo, si la historia de usuario está valorada en 10 puntos y hay cinco tareas, se dan 2 puntos de historia en promedio. Esto se conoce como estimación de arriba hacia abajo (top-down).